SALMOREJO DE REMOLACHA


www.elrincondemarimel.com


Inicio
Carnes
Pasta Arroces
Pescados
Mariscos
Pintxos
Tapas
Postres
Verduras Legumbres
Taller de Cocina

SALMOREJO DE REMOLACHA

 El salmorejo es una deliciosa crema espesa, tradicional de Córdoba,  que se toma fría, sobre todo, en época de calor, primavera y verano. La receta tradicional se hace solamente con cuatro ingredientes: tomates, pan de telera (un pan de corteza crujiente y de miga blanca, suave y muy prieta), aceite de oliva virgen extra y sal, y como añadido excepcional, un diente de ajo. Nosotros le hemos añadido un poquito de remolacha cocida y zumo de naranja, para darle un sabor y color un poco diferente. Esperamos que os guste.

tomate

Ingredientes: (4 pers.):

​​- 1,2 kg de tomates maduros
- Media remolacha cocida
- Zumo de media naranja
- Aceite de oliva extra Arbequina c.n.
​- 50 ml. de vinagre de Jerez
​- Sal
​- Medio diente de ajo
​- Un panecillo de pan blanco (de un par de días)
​- Un huevo
*Para decorar:
- Queso Gorgonzola
- Almendra tostada

PASO 1º:

 Primero pelamos los tomates. Podemos usar un pelador o hacerles una incisión en la piel en forma de cruz, escaldarlos unos segundos, para acontinuación sumergirlos en agua helada y pelarlos.
 Después, los cortamos por la mitad y le retiramos las semillas (foto 1ª).
 Disponemos los tomates cortados en el vaso de la batidora, junto con medio ajo (sin el germen), el zumo de naranja y media remolacha cocida troceada (foto 2ª) y trituramos.
 Añadimos la miga del pan cortada en tacos y seguimos triturando (foto 3ª).
 Por último, incorporamos el huevo crudo, y  continuamos batiendo, a la vez que vertemos poco a poco el aceite necesario  hasta que emulsione la crema y adquiera la textura desada.

 


tomate y remolacha


salmorejo de remolacha

PASO 2º:

 Añadimos el vinagre y la sal, probamos y rectificamos según nuestro gusto, el punto de vinagre, de sal….etc.
  Tapamos, y reservamos en la nevera hasta el momento de servir.
 Cuando lo vayamos a servir, podemos darle un toque de batidora, para que no pierda la textura aireada que le aporta el huevo.
 Servimos el salmorejo en un plato hondo, con las almendras tostadas laminadas, y un poco de queso azul desmigado por encima. Como toque final, lo regamos con unas gotitas de aceite de oliva virgen extra (foto 4ª).
 



salmorejo remolacha

 NOTA: el añadir un huevo crudo al salmorejo es un consejo del chef Dani García, para que emulsione y adquiera una textura más cremosa y aireada. Si quieres elaborar una receta vegana, no lo incluyas, y para decorar sustituye el queso por tofu ahumado, o unos gajos de naranja pelados a lo vivo y cortados en trozos pequeños.


 
2022© www.elrincondemarimel.com