CREMA DE ALUBIAS CON BERBERECHOS
www.elrincondemarimel.com

Inicio
Carnes
Pasta Arroces
Pescados
Mariscos
Pintxos
Tapas
Postres
Verduras Legumbres
Taller de Cocina

CREMA DE ALUBIAS CON BERBERECHOS

 Aunque en esta receta elaboramos previamente unas alubias con verduras, si tenemos poco tiempo para cocinar, podemos utilizar una buena conserva de esta legumbre.
 En unos pocos minutos, utilizando dos conservas, podemos hacer un plato sabroso y saludable. 
 Sacamos las alubias del bote, las ponemos sobre un colador y las enjuagamos. Las depositamos en el vaso de la batidora junto con el jugo de las latas de berberechos. Trituramos, y voilà, ya tenemos una rica crema. Ya solo la tenemos que calentar, ponerla a punto de sazonamiento y decorarla con los berberechos, un chorrito de aceite de oliva virgen extra y un poco de cebollino. 
 Probarlo, os sorprenderá. 



Ingredientes (4 pers.):

- 300 g de alubias de blancas
- 1 cebolleta
- Medio pimiento verde
- 3 dientes de ajo
- Un tomate
- Aceite de oliva virgen extra suave
- Sal y pimienta

- Un par de latas de berberechos al natural
- Cebollino o perejil


PASO 1º:

 Ponemos las alubias en remojo el día anterior (foto 1ª). Colocamos las alubias en una cazuela, (eliminamos el agua de remojo) y cubrimos dos o tres dedos por encima con agua nueva.
  Añadimos las verduras limpias y en entero, la cebolleta cortada al medio, el tomate sin el pedúnculo, el medio pimiento verde y los tres dientes de ajo enteros. Vertemos un chorrito de aceite de oliva, y no sazonamos hasta que estén tiernas. Las cocinamos durante unas 2 horas.
 Primeramente las cocemos a fuego fuerte. Cuando empiecen a hervir, bajamos el fuego, y desespumamos el caldo, con ayuda de una espumadera o un cucharón. Una vez desespumado,  llegara el momento de "asustarlas" es decir, añadirles un poco de agua fría, para que pare el hervor. Esta operación nos servirá para que la alubia no se nos rompa. Aunque como vamos a elaborar una crema, no nos importará mucho.










PASO 2º:

 Las tendremos a fuego lo más bajo posible, siempre con un pequeño hervor, tapadas con un disco de papel sulfurizado del diámetro de la cazuela con una agujero en medio a modo de chimenea y la tapa puesta (foto 2ª). De esta manera la alubia siempre quedará cubierta de caldo y nos quedará entera y tierna. Nunca removeremos, ni introduciremos nada en la alubia, simplemente cogemos de las asas y agitamos en círculos suavemente. De esta manera apreciaremos si necesita más agua.
Si es necesario, añadirle agua, siempre fría, muy lentamente, sin dejar de perder los pequeños borbotones de la alubia.
 Una vez que la alubia esté hecha, le añadimos la sal, y las dejamos cocer durante unos minutos más. Para este caso como vamos a añadirle el caldo de los berberechos, hay que tener cuidado. 

PASO 3º:

 Retiramos del fuego, dejamos el tomate, la cebolleta y uno de los ajos, y desechamos el resto de la verdura. Quitamos un poco de caldo y le añadimos el caldo de las latas de berberechos.  Trituramos con la batidora (foto 3ª) y las colamos para obtener una crema fina. Si nos quedase muy espesa le añadimos un poco más del caldo que habíamos retirado de la cocción de las alubias. Queremos una crema ligera. Ponemos a punto de sazonamiento. Reservamos la crema caliente al baño María.
 Servimos la crema en unos cuencos o cazuelitas individuales.  Disponemos en el centro una buena cucharada de berberechos, aliñamos con un poco de aceite de oliva virgen extra y cebollino picado (foto 4ª).





 

 
2018© www.elrincondemarimel.com