MONTADITO AL VAPOR DE PRINGÁ CON PIMIENTOS ASADOS
www.elrincondemarimel.com

Inicio
Carnes
Pasta Arroces
Pescados
Mariscos
Pintxos
Tapas
Postres
Verduras Legumbres
Taller de Cocina

MONTADITO AL VAPOR DE PRINGÁ CON PIMIENTOS ASADOS

  Se le llama pringá a las viandas cárnicas que se añaden al cocido o puchero, que unas vez cocinadas se desmenuzan, pican o trituran para comérselas después de segundo plato o untados en pan. 
 Los montaditos de pringá son una de las tapas más populares de Andalucía.
 Nosotros hemos hecho nuestra particular versión, con un resultado espectacular. Hemos rellenados unos bollitos asiáticos  cocinados al vapor, con la pringá picada y salteada en una sartén, con pimiento rojo asado. Esperamos que os guste.


masa de bollos al vapor

Ingredientes (6-8 unidades):

*Para la masa de los bollos:
- 200 grs. de harina de repostería
- 100 grs. de agua
- 10 grs. de azúcar
- 2 grs. de sal
- 5 grs. de levadura fresca
*Para la pringá con pimientos:
- 250 grs. de las viandas del cocido
- Una cebolleta
- Un pimiento rojo asado
- Pimienta

PASO 1º:

 Primero hacemos la masa de los bollos al vapor. Para ello en un bol, depositamos todos los ingredientes y mezclamos hasta integrarlos bien. A continuación amasamos en la mesa durante unos 5 a 10 minutos hasta que la masa quede lisa (foto 1ª). Si no estamos acostumbrados al amasado (como es nuestro caso) para no cansarnos, hemos amasado 3 minutos, después hemos tapado la masa con el bol, y la hemos dejado reposar otros 3 minutos (el reposo amasa). A continuación hemos amasado otros  3 minutos, y hemos conseguido un resultado perfecto.


pringá


pringá con pimientos asados

PASO 2º:

 Una vez elaborada la masa, la ponemos en el bol espolvoreado con un poco de harina, para que no se nos pegue y tapamos con un paño limpio. Dejamos fermentar unos 45 minutos a temperatura ambiente.
  Mientras hacemos el relleno. Nosotros hemos utilizado parte de las viandas que hemos reservado de un cocido, nuestra pringá (foto 2ª). Un poco de gallina, un poco de chorizo, la carne de un trozo de hueso de jamón, un poco de tocino ibérico y zancarrón.

PASO 3º:

 Picamos todas estas carnes finamente. Ponemos en una sartén con un poquito de aceite, la cebolleta picada finamente. Cuando empiece a coger algo de color, añadimos las carnes y el pimiento asado picado. Rustimos durante unos 10 minutos, que se fundan todos los sabores (foto 3ª). Ponemos a punto de sal y pimienta, y reservamos.
 Cuando la masa haya fermentado (aumentado su volumen), la dividimos en porciones de unos 35 grs. y hacemos pelotas.  Colocamos éstas sobre la mesa y con un rodillo formamos discos de unos 12 cm. de diámetro y un grosor de aproximado de 4-5 mm.





bollos rellenos de pringá

PASO 4º:

 Los bordes de cada disco, los afinamos con las manos, para que al cerrar la bola, en la unión de estos, no nos quede demasiado masa y el relleno sea más homogéneo (bueno, esto es para nota).  Colocamos en el medio de cada círculo, una porción de la pringá (unos 30 grs.) (foto 4ª) y cerramos la bola (foto 5ª).  Disponemos sobre una bandeja alta (o una cazuela) las bolas, cada una encima de un cuadradito hecho con papel sulfurizado (de horno). Esto lo hacemos para transportarlos fácilmente y para que a la hora de cocerlos no se nos pegue en la vaporera.
 

PASO 5º:

 Tapamos con un paño para que no les dé el aire y dejamos de nuevo fermentar otros 45 minutos, hasta que la masa casi doble su volumen.
 A continuación  colocamos los bollos ayudándonos de los cuadraditos de papel (para no tocarlos) en la vaporera (foto 6º). Tapamos la vaporera y los cocemos durante unos 12 minutos. En nuestro caso, de vaporera hemos usado una rejilla vaporera colocada en una olla con tapa, con el fondo cubierto con un poco de agua.


bollos al vapor


montaditos en la parrilla


PASO 6º:

 Pasado los 12 minutos, retiramos la cazuela del fuego y dejamos reposar un minuto.  Luego vamos destapando la olla (o vaporera) poco a poco, para que el vapor salga lentamente y no se nos bajen los bollos.

PASO 7º:

 Retiramos, los colocamos en una plancha con un poco de aceite y los doramos ligeramente, por ambos lados (foto 7ª).
 Servimos los montaditos de pringá (foto 8ª). Están de muerte.
  Esperamos que los hagáis y que os gusten.
 NOTA: están mejor recién hechos, calentitos.
Pero si no los coméis todos, al día siguiente, un pequeño calentón y no están nada mal.
 Aunque os parezca complicado, son fáciles de elaborar, y como veis no hace falta tener una vaporera de bambú, para realizar estos bollos, una rejilla de muy poco de dinero, nos hace la misma función.



montadito de pringá con pimientos


 
2017© www.elrincondemarimel.com