ALBONDIGAS ALEMANAS CON ENSALADA DE PATATA
www.elrincondemarimel.com

Inicio
Carnes
Pasta Arroces
Pescados
Mariscos
Pintxos
Tapas
Postres
Verduras Legumbres
Taller de Cocina

ALBÓNDIGAS ALEMANAS CON ENSALADA DE PATATA

“FRIKADELLEN MIT KARTOFFELSALAT”

 La receta que a continuación os presentamos, “frikadellen mit kartoffeslsat” es otro de los platos típicos alemanes que probamos en nuestro viaje a Berlín, en una de las muchas cervecerías en las que estuvimos. Son unas albóndigas gigantes, elaborada con diferentes carnes, mezcla de ternera, cerdo, pavo y/o pollo; y siempre muy jugosas. Se suelen acompañar de ensaladas verdes o de su famosa ensalada de patata, así cómo encurtidos o chucrut.
  Respecto a la ensalada de patata, os diremos que la degustamos condimentada de varias maneras, desde bacón crujiente, salchichas, arenques, pero siempre muy cremosa. La diferencia de la salsa que lleva la ensaladilla (mahonesa), con la de la alemana, es que esta última es más cremosa y untuosa, y con un sabor más pronunciado, que le aporta el caldo que utilizan para su elaboración.
 Nosotros hemos interpretado el plato a nuestra manera. El resultado ha sido un poquito diferente, pero igual de exquisito.

Ingredientes (4 pers.):

*Para las albóndigas:
- 500 grs. de carne de ternera picada
- Una cebolleta
- 2 dientes de ajo
- ½ berenjena
- 150 grs. de champiñones
- 2 cucharadas de perejil picado
- Una pizca de mejorana
- Un huevo
- Una cucharilla de mostaza
- Aceite de oliva
- Caldo de carne en polvo
*Para la ensalada de patata:
- 600 grs. de de patatas
- 8 pepinillos encurtidos
- Una manzana
- Una cebolleta
- 80 grs. de jamón cocido
- 2 cucharadas de yogur griego
- Una cucharilla de mostaza
- Sal y pimienta
- 1 taza de caldo de pollo
- Un chorrito de aceite de oliva
- Cebollino para decorar


PASO 1º:

 Para preparar la ensalada, ponemos las patatas en una cazuela cubiertas con agua con sal, a fuego lento (para que no se rompan al cocerse). Cuando estén cocidas, las dejamos templar en el agua. Después las sacamos, las pelamos,  y las cortamos en pequeños trozos irregulares. Pelamos la manzana y  la cortamos en dados pequeños. Picamos finamente la cebolleta, la ponemos en un colador y la lavamos bajo el grifo con agua fría, para que pierda su fuerza. Picamos el jamón y los pepinillos. Mezclamos las patatas con las manzanas, los pepinillos, el jamón cocido y la cebolleta.
   Preparamos la salsa, paro ello mezclamos en un bol, el yogur, con la mostaza, un chorrito de aceite, una pizca de sal y otra de pimienta (foto 1ª). Por último vertemos poco a poco el caldo de pollo, mientras mezclamos con una varilla, hasta formar una salsa ligera. Probamos y ponemos a punto de sazonamiento.











PASO 2º:

  Añadimos la salsa al bol de las patatas, y mezclamos. Tiene que quedarnos una ensalada untuosa. La patata tiene que embeberse de la salsa. Si se nos quedase seca, añadimos un poco más de caldo. Tapamos con papel film y dejamos en la nevera. La sacaremos un cuarto de hora antes de servir.
 Para elaborar las albóndigas, ponemos en una sartén, la cebolleta y los ajos picados con un poco de aceite, y los pochamos durante unos 8 minutos. Añadimos la media berenjena, pelada y picada, al igual que los champiñones (foto 2ª). Dejamos cocinar hasta que toda la verdura esté blanda, procurando que no coja excesivo color. Ponemos en un bol la miga de pan, y la remojamos con leche.
 Colocamos en un bol grande la carne picada, le añadimos la verdura pochada,  un huevo, una cucharilla de mostaza, la miga de pan escurrida, una pizca de mejorana y un par de cucharadas de perejil picado (foto 3ª).

PASO 3º:

  Sazonamos con pimienta recién molida y caldo de carne en polvo. Mezclamos bien, amasando con las manos, hasta que esté todo perfectamente integrado. Probamos el punto de sazonamiento. Dejamos en la nevera al menos un par de horas para que asiente la farsa.
 Pasado este tiempo, hacemos 8 bolas con la carne, y las aplastamos un poco, configurando una especie de hamburguesas, pequeñas y gruesas.
 Las freímos en la plancha con un poco de aceite a fuego medio. Al ser gruesas necesitan más tiempo de fritura. Han de quedar tostadas por fuera, pero poco hechas y jugosas por dentro.
 Servimos las albóndigas, acompañándolas de la ensalada de patata, unos encurtidos y una cucharada de mostaza (también podemos poner ésta en un bol aparte). Espolvoreamos la ensalada con cebollino picado (foto 4ª).
 Para beber, una buena cerveza alemana de trigo, muy,  muy fría.
¡¡Guten Appetit!!.


albóndigas alemanas con ensalada de patata

 
2017© www.elrincondemarimel.com